Captura de pantalla 2015-08-30 a la(s) 12.53.25

Esta es una historia que me toca de cerca, aunque nos conocimos hace cuatro años por motivos laborales, y aunque hoy ya no me necesita para desarrollar la actividad, mantenemos una relación muy cercana de amistad.

Aida llegó por un anuncio en internet. Tenía 30 años recién cumplidos, un poco frustrada por la realidad laboral de su ámbito. Es Lic. En Medio Ambiente. Se sentó en primera fila, y a medida que transcurría la presentación se le iba dibujando una sonrisa en la cara, con muchas dudas y mucha ilusión se sumó a este ambicioso proyecto.

Decidió probar el producto que estaba ofreciendo para saber cómo funcionaba de primera mano y comenzó la transformación.

Si bien había practicado deporte desde muy pequeña, por aquella época no se encontraba bien. Su rendimiento deportivo y energía estaban bajos y sufría lesiones de forma habitual. Poco tiempo después descubrió la importancia de la alimentación y aunque creía que estaba en su peso, el primer mes subió cinco kilos de masa muscular.

No estaba enferma, simplemente incorporó Herbalife a su dieta y mejoró sus hábitos. Parece poco pero es mucho, ha conseguido subir nada menos que diez kilos, el rendimiento físico y la energía ya no son un problema.

Fue la primera persona que me dio las gracias por conocer Herbalife, y me hizo comprender en ese momento, que dar la oportunidad de incorporarse a esta compañía no es algo que se hace por uno mismo, es mucho mejor hacerlo por aquellos que se unen al proyecto.

Hace poco más de un año conoció una persona especial en su vida, y gracias a ella también lo conocí… Víctor es una persona encantadora, ¡y juntos han formado una pareja explosiva!

Con mucho trabajo, recientemente han conseguido alcanzar una posición muy prestigiosa dentro de Herbalife. Como siempre, perseverar tiene premio. ¡Felicidades!

Gracias Aida por todos estos buenos momentos vividos, gracias por confiar y gracias por aguantar esos momentos duros que nos ayudaron a ambos a hacernos fuertes y crecer. ¡Gracias por aportar tantas cosas buenas a mi vida!

David Arcavin | darcavin@gmail.com